USS liderará proyecto asociativo para investigar factores responsables de la dificultad respiratoria severa

Fondos adjudicados por ANID permitirán enfocar el trabajo en virus respiratorios de relevancia para la salud pública nacional, formando una red colaborativa de trabajo académico y clínico junto a profesionales de la zona sur del país.

La Agencia Nacional de Investigación y Desarrollo (ANID) adjudicó recientemente más de 600 millones de pesos a la Universidad San Sebastián en el marco del Concurso Anillos de Investigación en Áreas Temáticas Específicas 2022. Los fondos serán destinados a investigar factores responsables de la dificultad respiratoria severa.

 

El nombre del proyecto a desarrollár es “Integrated multi-omic immune profiling of human RNA respiratory viruses: current and future pandemics” (“Perfil inmunológico multiómico integrado de virus respiratorios de ARN humano: pandemias actuales y futuras”), dirigido por la Dra. María Inés Barría, investigadora de la Facultad de Medicina y Ciencia de la sede De la Patagonia.

 

El objetivo principal de esta iniciativa- que por primera vez se adjudica la USS como institución principal- será determinar los factores virales e inmunológicos que son responsables de inducir dificultad respiratoria severa. Para ello, el equipo investigador enfocará su trabajo en virus respiratorios de relevancia para la salud pública nacional, como lo son el SARS-CoV-2 (Covid19) y Hantavirus.

 

El proyecto contempla un plazo de desarrollo de tres años (2022-2025) y en él participarán la Universidad San Sebastián como institución principal, junto a la Universidad de Concepción, la Universidad de Chile, el Hospital de Temuco, el Hospital de Osorno, el Hospital Base de Valdivia y el Hospital de Puerto Montt como centros clínicos asociados.

 

Uno de los atributos más destacados por la Dra. Barría es la red de colaboración de este proyecto, dado que involucrará el trabajo académico y clínico de profesionales de la macrozona sur del país, junto a colaboradores internacionales como el Instituto Conmemorativo Gorgas de Estudios de la Salud (Panamá), la Universidad de Virginia e Icahn School of Medicine (Estados Unidos).

 

“Este es un proyecto muy significativo dado que involucrará el trabajo de un equipo multidisciplinario. Gracias a esta red de colaboración científica y médica podremos estudiar cohortes de pacientes que cursan con enfermedades virales respiratorias. Esto se traduce en la transferencia directa de tecnologías y nuevas competencias inexistentes en el sur de Chile, con lo cual estamos aportando a la descentralización de la investigación científica en nuestro país”, señala la Dra. Barría.

 

Junto a ella, el equipo estará compuesto por Ian Burbulis (USS, director alterno), investigadores principales: Estefanía Nova (UDEC), Felipe Aguilera (UDEC), Fernando Valiente (U. de Chile), investigadores asociados: Maritza Navarrete (Hospital Base Valdivia), José Luis Garrido e investigadores colaboradores especialistas en enfermedades infecciosas, respiratorias y microbiología clínica, quienes serán apoyados por investigadores en ciencias biomédicas, profesionales de la salud, estudiantes de posgrado, universitarios y personal técnico, para una planta profesional de cerca de 20 personas.

 

Una investigación novedosa

 La Dra. Barría explica que, por primera vez, en el sur de Chile se realizarán estudios de enfermedades respiratorias con profundidad y a nivel de célula única con técnicas de vanguardia. “Si logramos entender qué factores permiten que el paciente evolucione y desarrolle una enfermedad grave, quizás podamos encontrar patrones para predecir el curso de la enfermedad respiratoria en el futuro”, dice.

 

El vicerrector de la sede De la Patagonia, Sergio Hermosilla valoró la adjudicación de este proyecto “liderado desde el sur y que busca investigar sobre un tema que afecta a la población de nuestra zona en cuanto a virus respiratorios de relevancia en la salud pública”.

 

Los hospitales tendrán un rol clave en este proyecto, dado que estos realizarán el reclutamiento de los pacientes para el estudio, harán seguimiento al historial clínico, realizarán diagnóstico de muestras y obtendrán datos epidemiológicos.

 

La comisión evaluadora del proyecto estuvo compuesta por investigadores del Reino Unido, Estados Unidos, India y Francia, quienes reconocieron la novedad del proyecto. “Si bien la pregunta de investigación se está llevando a cabo en muchos laboratorios a nivel nacional e internacional, el conjunto de técnicas y tecnologías propuestas son novedosas y exploran aspectos inmunológicos que no se examinan de forma rutinaria”, señaló el panel evaluador en su informe final remitido a ANID.