¿Qué diferencia tienen genéricos y bioequivalentes?

09 de diciembre de 2019

La bioequivalencia es un proceso que acredita la misma eficacia y seguridad que el medicamento original.

Qué diferencia tienen genéricos y bioequivalentes

En el mercado farmacéutico existen dos grandes tipos de medicamentos: el de marca, el cual lleva un nombre de fantasía que el laboratorio le asigna, y el genérico, que se denomina según el fármaco que lo compone. Si bien la normativa exige presentación de estudios de bioequivalencia para algunos originales y genéricos, esto no se aplica al ciento por ciento de los medicamentos disponibles en el país.

“La bioequivalencia acredita, mediante la realización de estudios, que un medicamento presenta la misma eficacia y seguridad que el medicamento original”, dice el químico farmacéutico Arnoldo Miranda Tassara, académico de la Facultad de Medicina y Ciencia de la Universidad San Sebastián.

Si bien los medicamentos originales y genéricos poseen el mismo compuesto terapéutico, las diferencias que existen entre sí son el costo que tienen y los excipientes que los componen. “Por ejemplo, un medicamento de marca podría tener un sabor o color más aceptable para el paciente que un medicamento genérico”, detalla.

Cabe destacar que no todos los medicamentos tienen un bioequivalente presente en el mercado. “La bioequivalencia está establecida para formas sólidas y de uso oral, tales como comprimidos. Por tanto, no existen bioequivalentes para cremas, supositorios, inhaladores u otras formas de administración”, puntualiza.

Vea la nota en diario El Sur