Egresado USS cuenta su experiencia como Kinesiólogo del Hospital Base Valdivia

26 de junio de 2020

Pedro Sanhueza se tituló de la Casa de Estudios el 2017 y desde febrero de este año se desempeña en la Unidad del Paciente Crítico, del área de Pediatría del recinto de Valdivia.

 

Trabajar en el área de la salud en tiempos de pandemia no ha sido fácil. Van cuatro meses desde que se detectó el primer caso de Covid-19 en Chile y –actualmente- los números no arrojan cifras alentadoras.

Bajo ese escenario, Pedro Sanhueza, egresado de la carrera de Kinesiología de la Universidad San Sebastián,  se desempeña hoy en el Hospital Base de Valdivia, específicamente en la Unidad del Paciente Crítico (UPC) Pediátrica, lugar en la que cumple un reemplazo de pre y postnatal, desde febrero.

Desde su trinchera, cuenta que el rol del kinesiólogo es muy importante en las Unidades de Pacientes Críticos, “somos un aporte significativo en el tratamiento y evolución de los pacientes, más aún en patologías respiratorias, donde somos los que más conocemos a los pacientes en esa área”, sostiene.

Respecto a su experiencia, Sanhueza -titulado en 2017 y también es egresado de Pedagogía en Educación Física- afirma que ha sido positiva y esto lo relaciona a la cohesión del equipo de trabajo en el que se encuentra. “Estamos muy comprometidos y capacitados para la atención de pacientes pediátricos, aunque por el rango etario de las personas que tienen Covid-19, no hemos visto pacientes en nuestra área”, dijo.

En relación con el rol del kinesiólogo en esta pandemia y en conversaciones con otros egresados y colegas, sostiene que son una pieza importante en la recuperación de los pacientes, “ya sea en el cuidado de la vía aérea y posterior rehabilitación. Jugamos un rol importante en la educación y prevención tanto en los pacientes, familias y en la comunidad. Por lo mismo, somos agentes activos y agradecidos de poder ayudar en estos momentos tan complejos para el sistema de salud”, concluye.