USS apoya gestión ambiental de colegios de la cuenca del Lago Llanquihue

18 de diciembre de 2019

Iniciativa de Vinculación con el Medio de la U. San Sebastián desarrolla acciones educativas en establecimientos de Frutillar y Llanquihue con el fin de colaborar con ellos en una certificación que reconozca su compromiso ambiental con el territorio.

 

La certificación ambiental de los establecimientos educacionales es una de las iniciativas priorizadas por la Estrategia de Desarrollo Regional de Los Lagos y que, a través del programa MásAzul Lago Llanquihue, busca contribuir a la generación de una mayor conciencia ambiental en las comunidades escolares.

Bajo este contexto, el proyecto denominado Apoyo en la educación a la gestión ambiental en establecimientos escolares de la región de Los Lagos, es ejecutado por la Facultad de Ingeniería y Tecnología de la Universidad San Sebastián en su sede De la Patagonia y favorece a las comunidades escolares del Colegio Claudio Matte de Frutillar y la Escuela Los Volcanes de Llanquihue.

Según explica Marianela Rosas, líder del proyecto y académica de la USS, la idea es “apoyar la gestión ambiental de dos establecimientos educacionales de la cuenca del Lago Llanquihue para la construcción de una conciencia ciudadana en torno a los valores naturales de la región y el fortalecimiento de los sellos de la Universidad en estudiantes de la carrera de Ingeniería Civil Industrial”.

Colaboración ambiental

Un primer equipo de 20 estudiantes trabajó en el Colegio Claudio Matte de Frutillar. Su director, José Obando, destacó la labor realizada por los estudiantes de la Universidad. “Es una satisfacción ver cómo desarrollan esta tarea que luego nos permitirá continuar para poder alcanzar una acreditación ambiental”.

Natalia Fernández, estudiante de la U. San Sebastián contó que “nos llevamos una sorpresa al verificar un importante consumo en agua potable en la escuela. Es una experiencia grata salir a trabajar a las comunas y ver que nuestro aporte puede ser muy útil”, apuntó.

Por su parte, su compañero Joaquín Sandoval manifestó que “esta experiencia nos ayuda a pensar de qué forma se pueden bajar los costos para quienes administran el colegio, además de entregarle buenos ejemplos a los más pequeños a tener una mejor conciencia ambiental”.

Por su parte, la directora de la Escuela Los Volcanes, Sofía Ruiz, destacó que esta ayuda es una oportunidad para la escuela. Debemos potenciarnos ambos de manera de colaborar en el éxito de las tareas que podemos realizar de forma conjunta”.

Cabe destacar que el proyecto nace el amparo de MasAzul Lago Llanquihue, iniciativa impulsada por la Universidad en colaboración con instituciones públicas, privadas y organizaciones sociales para promover el uso sustentable del entorno lacustre en la región.

ES EL FRUTO DE HACER LAS COSAS BIEN