Cómo enfrentar las Fiestas Patrias sin subir de peso

15 de septiembre de 2020

Salir a caminar si estás en Fase 2, dividir las sesiones en la semana y hasta bailar cueca puede ser un buen ejercicio para compensar lo que se consumirá en estas Fiestas Patrias, según recomienda el director de Pedagogía en Educación Física, Patricio Arroyo.

Cómo enfrentar las Fiestas Patrias sin subir de peso

En estas Fiestas Patrias, a pesar de la pandemia y del confinamiento, las familias se preparan para festejar en sus casas con asados, empanadas, choripán con pebre, mote con huesillos, entre otras de las típicas preparaciones de la gastronomía nacional, lo que -sumado a una posible ingesta de alcohol en fin de semana largo- podría desencadenar en una importante alza de peso. ¿Podemos evitarlo con ejercicio?

arroyo_patricioPara el director de la Escuela de Pedagogía en Educación Física de la Universidad San Sebastián, Patricio Arroyo, “si no hemos realizado ningún tipo de actividad física durante la cuarentena, es muy complejo dar indicaciones de ejercicios a las personas para enfrentar las Fiestas Patrias, ya que les podría provocar más problemas que beneficios”. Y afirma que “es muy importante la alimentación, por lo que la celebración no debe girar solo en torno a las comidas”.

No obstante, nunca es mal momento para comenzar una vida menos sedentaria. “Salir a caminar todos los días, para quienes ya están en etapas de desconfinamiento y siguiendo todas las medidas de precaución, podría ayudar a aumentar el gasto energético y compensar lo que se consume”, dice Arroyo. De esta manera, el experto recomienda que sea temprano en las mañanas, no menos de 30 o 40 minutos, y que la caminata sea enérgica.

Otra recomendación es dividir las sesiones de ejercicios en la semana, donde lo fundamental es realizar actividades cardiovasculares y de fuerza, iniciando con el equivalente al peso corporal o cargas bajas, lo que permitirá adaptar al cuerpo al estímulo aplicado. “Si un día realizo cardio; al otro día, fuerza; y así, alternando. También, si mi objetivo es fuerza, debo separar grupos musculares para que exista un descanso y se provoque de mejor manera los procesos fisiológicos de adaptación muscular: miembro superior, luego miembro inferior, tronco, etcétera”, explica.

Bailar cueca también puede servir y mucho: “nuestro baile nacional es un ejercicio muy intenso si se hace con entusiasmo. Con dos horas de cueca puedes gastar hasta 450 calorías. Eso sí, se debe tener en consideración hacer pausas de descanso, pero que no sean para comer ni beber alcohol”.

Y para después de las fiestas, “la mejor actividad es la que metaboliza las grasas y se relacionan con actividades de larga duración y baja intensidad. Estudios actuales han demostrado que actividades intensas metabolizan grasas durante el descanso, como el HIIT, pero se recomienda que solo lo realicen personas con algún tipo de entrenamiento previo. Tienen el mismo resultado que otros ejercicios, pero son más rápidos de realizar”, dice Arroyo.