Pelícano fue eutanasiado en Hospital Clínico Veterinario USS por maltrato

09 de marzo de 2017

El ave fue hallada moribunda en Playa Blanca (Coronel), con una serie de lesiones que hicieron imposible su recuperación. El daño es atribuible a intervención humana.

El pelícano fue trasladado a la USS por el SAG.

Un urgente llamado a la responsabilidad con la fauna local es el que realizó la Facultad de Medicina Veterinaria de la U. San Sebastián sede Concepción tras el arribo de un espécimen de pelícano gravemente herido por golpes, atribuibles a intervención humana, los que le causaron un politraumatismo severo y, en consecuencia, la muerte.

El ave fue rescatada moribunda por funcionarios del Servicio Agrícola Ganadero (SAG) desde Playa Blanca (Coronel), para luego ser derivada al Hospital Clínico Veterinario de la institución académica. Tras un estudio en profundidad, realizado por el equipo de Medicina Veterinaria del plantel universitario, se determinó que no tenía posibilidad alguna de reponerse de las lesiones, razón por la que fue eutanasiada.

El diagnóstico del estado del animal determinó queratoconjuntivitis crónica del ojo derecho (con pérdida de visión) y signos de luxación, compatible con ruptura de ligamentos colaterales laterales y mediales en la articulación tibio-tarso/ tarso-metatarsal, determinado mediante examen radiográfico. También arrojó fractura del hueso subcondral lateral del tarso-metatarsal, con signos crónicos de artrosis.

El pelícano presentó además severo enfisema subcutáneo, en pecho y vientre, extendido dorsalmente hasta zona axilar. También hematomas, con perforación de pared ventrocaudal, y fracturas, completa de columna y desarticulación total del miembro inferior derecho (con ruptura de ligamentos articulares), entre otros.

Para Álvaro Berríos, decano de la Facultad de Medicina Veterinaria de la USS, es necesario que la población se informe y trate de manera responsable a las especies presentes en la zona. “Está claro que estas son lesiones no naturales. Por lo tanto, hay que hacer un llamado a la comunidad para que no sigan cometiendo estos actos que atentan contra los animales. No se puede hacer daño a especies silvestres, todas tienen importancia en el ecosistema y es un deber respetar el medioambiente”, enfatiza el académico.

Edson Montero, médico veterinario del HCV, clarifica que se trató de un pelícano adulto, Pelecanus thagus, que alcanzan los 12 a 13 kilos de peso. Es típico de las costas de Chile, aunque habita en toda América del Sur.