Reflexiones sobre la VI Feria del Libro USS Valdivia

07 de septiembre de 2018

Una Feria del Libro permite conocer, intercambiar libros, pero también experiencias entre escritores y acercar a los autores con su público.

Han pasado los días y hemos visto el desarrollo de la VI Feria del Libro de la Universidad San Sebastián sede Valdivia, la que fue inaugurada por Mauricio Paredes, autor -entre otros- de libros infantiles, como: “¡Ay, cuánto me quiero!”, “El calcetín de Agustín”, “Cómo domesticar a tus papás”, y “La cama mágica de Bartolo”.

liewald_lorena1Gran inauguración que nos dejó en evidencia que los niños sí leen y que es sólo cuestión de encontrar el autor y los libros que los motiven y los inviten a disfrutar de la lectura.

Tras el inicio de la Feria del Libro se destacaron distintos títulos, como: “Trece cuentos de canallas“, de Jack Elkyon; “Junto a la sombra de sol sobre las aguas“, de Andrónico Higuera; “El sueño de la leona“, de Ana Victoria Durruty; “Los dichos de papá“, de Claudio Cunazza; “Reencarnación“, de Nathalie Álvarez, a lo que se suman más escritores: Joaquín Barañao, Andrés Gomberoff, Javier Norambuena, Guillermo Parvex, y la ilustradora Sol Díaz.

A través de la literatura viajamos en el tiempo y en el espacio y ello nos permite desarrollar, entre otras cosas, nuestra capacidad de crítica y reflexión.

Todo fue acompañado de charlas y coloquios sostenidos por autores regionales; escritores que con el escenario de los libros dieron cuenta de los elementos de sus obras, así como de la motivación a escribir, y que independientemente del tema y del género narrativo cuentan con un elemento en común: Desde niños fueron grandes lectores y en todos ellos hubo un libro que los motivó y marcó.

Lo anterior, nos lleva por lo tanto, nuevamente, al eje central de la Feria: los libros. Algunos disfrutarán con las novelas de acción, otros con las de caballería o con las de amor; motivaciones e intereses que más allá de ajustarse a una u otra clasificación relevan que lo importante es el efecto que produce en nosotros. A través de la literatura viajamos en el tiempo y en el espacio y ello nos permite desarrollar, entre otras cosas, nuestra capacidad de crítica y reflexión.

Una Feria del Libro nos permite conocer, intercambiar libros, pero también experiencias entre escritores y acercar a los autores con su público.

En este marco, vuelvo de nuevo a la inauguración. Fue maravilloso ver cómo más de cuatrocientos niños de distintos establecimientos de la Región tenían en sus manos textos de uno de sus autores favoritos y sobre todo escuchar las preguntas que le hacían.

En fin, han sido tres días en los cuales los libros se transformaron en los grandes protagonistas y por ello, podemos decir que el objetivo se ha cumplido. Aportar con un pequeño grano en el desarrollo de la cultura en Los Ríos.

Lorena Liewald Dessy
Directora del Departamento de Pedagogía
Facultad de Ciencias de la Educación
Universidad San Sebastián, sede Valdivia

Vea la columna en Diario Austral de Valdivia