Revelan realidad de familias jóvenes del Biobío

22 de enero de 2018

Centro de Estudios Arbórea de la Universidad San Sebastián, en el marco de un convenio con el Gobierno Regional, presentó estudio que se remite a las familias jóvenes, que en un alto porcentaje tiene a una mujer como jefa de hogar.

 

Baja cantidad de inmigrantes, valores de fecundidad estables en el tiempo, mayor cantidad de hogares con jefatura femenina y aumento de la escolaridad, son algunas de las características de la familia joven en el Región del Biobío, perfiladas en el estudio “Caracterización de la familia joven de la Región del Biobío, entre los períodos 2000 y 2015”, realizado por el Centro de Estudios Arbórea de la Universidad San Sebastián, en el marco de un convenio con el Gobierno Regional.

El trabajo fue presentado en dependencias de la Intendencia regional por Sergio Castro, vicerrector USS Concepción y Cristian Puentes, director de la Escuela de Liderazgo (EL) de la sede, junto a Rodrigo Díaz, intendente del Biobío y Ricardo Orellana , asesor técnico de la intendencia regional.

El estudio, catalogado por el intendente Díaz como “un instrumento valioso para obtener insumos destinados a mejorar las políticas públicas”, se realizó sobre la base de las encuestas Casen realizadas entre los años 2000 y 2015. El objetivo fue caracterizar a las familias de la Región del Biobío en que el jefe de hogar tuviese entre 18 y 29 años al momento de efectuar la encuesta. La investigación consideró aspectos como ingresos, fecundidad, número de hijos por hogar, inmigración, urbanidad, estado civil del jefe de hogar y escolaridad, entre otros.

Uno de los antecedentes que refleja el cambio que han experimentado las familias jóvenes en la región es el sostenido aumento de la cantidad de hogares que tienen a una mujer como jefa de hogar llegando al 38,6%. A nivel provincial, Concepción tiene el porcentaje más alto de jefatura femenina con un 42,6%. El administrador público y director de la Escuela de Liderazgo de la USS Concepción, Cristián Puentes, sostuvo que una de las explicaciones para este fenómeno podría ser que “la salida de hombres menores de 30 años de la región por motivos laborales haya obligado a mujeres a asumir la jefatura del hogar. Cabe destacar además que la media de mujeres jefas de hogar en la región es mayor a los parámetros nacionales”.

En cuanto al estado civil del jefe de hogar, el estudio muestra un marcado descenso en el número de casados y un aumento de los convivientes y solteros en este grupo etario. Los casados pasaron de 59,9% en el 2000 a 21,3% en el 2015. Sin embargo, la cifra de casados en la región es superior al porcentaje nacional que llega al 15,7%, lo que mostraría conductas más tradicionales en la región, sostuvo Puentes.

El académico también destacó el aumento de la escolaridad del grupo estudiado. “La media de años de estudios aprobados por el jefe del hogar pasó de 11,3 en el año 2000 a 12,8 en el año 2015, lo que significa pasar de tener tercero medio aprobado a tener un año de formación en educación superior”. No obstante, los promedios son inferiores a las cifras nacionales.

El sociólogo Ricardo Orellana se refirió a la baja cantidad de inmigrantes, tanto en términos absolutos como en comparación a la media nacional. Indicó que el número de encuestados que declara su nacimiento en el extranjero llega al 2,7% en el país y a un 0,3% en la región. Respecto del país de origen, Orellana especificó que provienen de “Argentina, Brasil y España y sólo los bolivianos y dominicanos tienen una escolaridad igual a la de los chilenos. Todo el resto de los inmigrantes tienen una escolaridad mayor”, precisó.

Aporte a políticas públicas

Durante la presentación intervino el vicerrector Sergio Castro, quien valoró la realización de este estudio por el aporte que significa contar con datos objetivos para la elaboración de políticas públicas.

“Este estudio es una clara radiografía de las familias jóvenes de nuestra región, con datos muy valiosos en temas de ingresos, fecundidad, escolaridad, jefatura de hogar, entre otros. Sin duda es un excelente instrumento para ayudar en la toma de decisiones a nivel gubernamental”, dijo Castro.

El intendente coincidió con Castro y destacó que no se trata de un estudio de percepción, sino de un informe con datos objetivos que entrega insumos a diversas instituciones para la toma de decisiones. “En general tenemos poca cantidad de información, y la que tenemos se basa en estudios de percepción que, si bien son muy valiosos, se trata de opiniones. Además, este no es un estudio sobre los jóvenes, sino que acerca de las familias jóvenes de la región y con información desagregada por provincia, lo que nos permite también observar las diferencias al interior de la región”, afirmó el intendente, a la vez que agradeció el esfuerzo del Centro de Estudios Arbórea.

Foco en los jóvenes

El Centro de Estudios Arbórea de la USS tiene como eje de acción el levantamiento, el análisis y la interpretación de datos sobre fenómenos que tienen incidencia en el desarrollo de los jóvenes de la Región del Biobío.

Hasta la fecha ha desarrollado los estudios “Desempleo juvenil: una mirada regional”, “Caracterización y participación electoral juvenil en Concepción” y “Jóvenes que no estudian ni trabajan, una mirada nacional y regional”.